Hoy el Fiscal Nacional (s), Alberto Ayala, se reunió con la directora del Servicio Nacional para la Prevención y Rehabilitación del Consumo de Drogas y Alcohol (Senda), Francisca Florenzano, a quien le solicitó un estudio respecto del funcionamiento de los sistemas de medición del alcohol durante la conducción, la forma de calibración y los rangos excepcionales de error en los resultados de los exámenes.

Esto, tras la polémica suscitada por los altos resultados en los últimos controles y los cuestionamientos sobre efectividad de los alcotest.

Araya precisó que tanto ese exámen como las alcoholemias no constituyen el único medio de prueba. “Si bien son herramientas con plena validez legal, no se requiere ninguna de ellas para obtener una sentencia condenatoria y la suspensión de la licencia de conducir, ya que basta con la declaración policial. Los exámenes otorgan un mayor respaldo y certeza”, dijo.

Una vez listo, se le entregará el informe a los jueces. “Entendemos la necesidad de los jueces de querer contar con todos los elementos de juicio necesario para poder resolver adecuadamente la culpabilidad o inocencia de una persona”.

Por su parte, la directora del Senda afirmó que “no obstante las diferentes visiones de esta semana (de los jueces), seguimos sosteniendo que es un instrumento válido, que se complementa de muy buena manera con las alcoholemias y tenemos que sacar los frutos como país para seguir reduciendo los accidentes, evitando muertes”

Fuente “soychile.cl”